sábado, 26 de febrero de 2011

The Fighter

Bueno, creo que de momento esta es la última de las nominadas que tengo previsto ver, puede que para las demás me espere.
El argumento: Dicky Ecklund (Christian Bale) es un ex boxeador, adicto a las drogas, ladrón, estafador y demás cosas malas que pueda uno ser que ha decidido "dar un giro" a su vida entrenando a su hermanastro, Micky Ward (Mark Walhberg) para que consiga todo aquello que él siempre soñó y nunca tuvo, ser campeón mundial. Lo que es una familia unida, ya que la madre (Melissa Leo) es la mánager de Micky, se desmorona cuando entra en sus vidas Charlene (Amy Adams) y abre los ojos de Micky mostrándole que tener sólo a su familia tan cerca y no dejar a los demás entrar, no es bueno para su carrera.

No sé por donde empezar a hablar sobre lo que me ha parecido, así que como lo bueno es más sencillo, empezaré por ahí.
La peli me ha gustado porque se centra más en lo "personal" que en lo "profesional". Hay boxeo, por supuesto, pero en el fondo no es tan importante en la película. De hecho, seguro que podían haberse ahorrado los combates y mencionar si los gana o los pierde y la peli sería igual de buena.
Además, está magistralmente interpretada por Melissa Leo, Amy Adams y un brillantísimo Christian Bale (soy la única a la que le parece que esta chico no cambia nunca?? Es que ayer, viendo la peli, no dejaba de pensar que, en el fondo, es el pequeño Bale de 13 añitos que protagonizó "El imperio del sol", no ha cambiado nada!)

al que nunca le ha importado cambiar su físico drásticamente para interpretar a un personaje (que se lo diga a su antigua dentadura, totalmente cambiada para interpretar a Patrcik Bateman en "American psycho"). A ver si le dan ya el Oscar, que hace un tiempo que se lo merece.
Cuenta también a su favor que es una historia amena y fácil de seguir, que por estar basada en hechos reales se nos hace más cercana.


Y ahora, de lo malo lo peor: en serio no había un actor mejor que Mark Walhberg??? Lo siento pero es que este tío me parece lo más soso del mundo de los sosos. Creo que a inexpresividad sólo le gana Steven Seagal. Decir a su favor que la peli se ha realizado gracias a su empeño y que su personaje pasa más tiempo boxeando que otra cosa, por lo que el papel es casi perfecto para él (lo que no implica que me guste, eh???). Pero su forma de no interpretar podía haber arruinado una gran película.

En definitiva, altamente recomendable, sobre todo para aquellos a los que les gusten las historias de superación o el boxeo ;)

2 comentarios:

Cristina dijo...

a ver si ahora me deja
la peli me gustó porque no se centra mucho en las peleas y tiene sus momentos graciosos

Isa Persefone dijo...

Qué suerte, te ha dejado :D